El sabio de la montaña

Y dime tú, ¿a dónde me buscas? A caso en las sombras, en las peñas… ¿ Dónde? ¡Dime, no me mientas! a caso en tus bolsillos o en las cosas, en el pendiente que te adorna. ¡No me mientas! No lo escondas, ¿en la ropa de seda? ¿En la pulsera de oro que llevas? ¡Oh ya sé! Déjame adivinar… ¿en el auto que manejas? ¿ En los regalos que obtuviste de compras? ¡ No te mientas! Estoy más cerca de lo piezas, pero no quiero que lo entiendas, porque soy prisionera… de tu corazón y no puedo romper las cadenas, no hasta que tú me lo permitas. Estoy dentro de ti, mientras el tiempo malgastas allá afuera.. yo quiero ser libre y darte aquello que anhelas, todo lo que ni siquiera imaginas. ¿ porqué que me buscas? Yo no tengo las respuestas a tus preguntas, ser feliz depende de ti… no de lo que yo te diga. Anda, da la vuelta… no me busques, no intentes tocar mi puerta.

Author/ Credit, Angel C. García. Photography, Pixabay.com

Anuncios

Posted In:

3 Comments

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s